Cómo limpiar tu colchón

Jun 12, 2014 | TE INFORMAMOS | 0 Comentarios

El colchón es esa pieza de casa a la que parece que menos caso le hacemos a la hora de una limpieza habitual, hasta ese momento en el que empieza a presentar manchas… Te contamos cómo mantener en perfecto estado tu colchón.

– La limpieza general. Lo ideal es poder limpiar tu colchón una o dos veces al mes. Para ello sólo necesitarás una aspiradora con accesorio para tapicerías.

Lo primero es quitar todas las sábanas y separar el colchón de todas las paredes, lo que te permitirá acceder a él desde todos los laterales. Una vez facilitado el acceso, utilizamos la aspiradora con el accesorio de tapicería y aspiramos el colchón por ambas caras. Este accesorio de tapicería suele efectuar un movimiento vibratorio y que va a permitir que el polvo que se ha introducido en el colchón salga más fácilmente.

Asegúrate el colchón está totalmente seco antes de colocar las sábanas

– Para eliminar la suciedad por toda la superficie. Necesitarás una esponja y detergente para tapicerías. Este tipo de detergente se puede encontrar fácilmente en grandes superficies. Es recomendable seguir las indicaciones sobre el uso que da el fabricante. Deberás aplicar el producto sobre la esponja y frotar por todo el colchón, tanto por la parte de arriba como por la de abajo. Es importante probar antes una pequeña cantidad de producto en una zona oculta del colchón, para asegurarnos de que la tela tolera bien el producto y no se daña.

Después de limpiar bien el colchón, habrá quedado un poco  húmedo por el uso del detergente líquido. Siempre debemos esperar a que se haya secado del todo para poder utilizarlo. Podemos acelerar este proceso con la ayuda de unos ventiladores que orientemos hacia él. Cuando tengas el  colchón  completamente seco, aspíralo de nuevo para eliminar cualquier resto de detergente que haya podido quedar.

– Si tiene manchas. Si, al limpiar tu colchón, ves que hay manchas, podrás eliminarlas fácilmente si son recientes y poco profundas. Necesitarás agua, una esponja y detergente suave para la ropa.

Tendrás que mezclar 1 litro de agua con 1 tapón de detergente. Es necesario que se forme una espuma gruesa, por lo que puedes remover la mezcla o bien colocar primero el detergente en el cubo vacío y después añadir el agua desde el grifo. Esa presión sobre el detergente procuce bastante espuma. Ahora utilizaremos la esponja, que mojaremos en la espuma, y frotaremos contra las manchas formando círculos hasta que la mancha se elimine. Este método funcionará siempre que sean manchas superficiales y recientes. Deja siempre que el colchón se seque totalmente antes de volver a colocar las sábanas.

Si tu colchón presenta manchas más profundas que no se han podido eliminar con el detergente, no te pierdas nuestro próximo post, donde te contaremos cómo eliminar las manchas más difíciles.