¿Por qué dormir poco hace a la gente antisocial?

20 de octubre de 2018

 

Un mal descanso afecta al día a día en todas las dimensiones de la persona, y la parte social es una de ellas. Una investigación de la Universidad de California en Berkeley que las personas con un mal sueño se sienten más solitarias y menos dispuestas a relacionarse con los demás. Una persona que no ha dormido suficiente o que ha tenido un mal descanso es más reacia al contacto con otras personas, lo que provoca también que sean socialmente menos atractivas para los demás.

El estudio utilizó como muestra los estímulos de 18 jóvenes tras una noche de sueño normal, en comparativa con personas con un mal descanso. En la prueba, a los participantes se les pusieron vídeos de personas caminando hacia ellos y se les pidió que los detuvieran cuando consideraban estar muy cerca. Las personas con un peor sueño mantuvieron a los sujetos entre un 18% y un 60% más lejos que aquellas que habían tenido un sueño “normal”.

El resultado, publicado en la revista científica Nature Communications, aseguró que la falta de sueño contribuye a la soledad. La investigación concluyó que el mal descanso hace que una persona se sienta más solitaria y que busque tener una mayor distancia física con la gente en comparación a cuando tienen un buen descanso. Es decir, que se podría afirmar que “cuanto menos duerme un individuo, más disminuyen sus ganas de comunicarse e interactuar”. Estas pocas ganas de socializar son percibidas por las otras personas, así que un mal descanso puede hacer que te ganes el mito de repulsivo o antipático.

Por último, esta soledad puede ser contagiosa, según el estudio. Este efecto es conocido como “contagio viral de aislamiento social”, y revela que las personas con un buen descanso pasaron a ser más secas y solitarias cuando entraron con una persona con un mal sueño nocturno.

X
¡Hola! ¿Quieres saber dónde está nuestra tienda más cercana y obtener un descuento exclusivo?