¿Cuándo cambiar de colchón?

23 de noviembre de 2017

El descanso juega un papel fundamental en nuestra salud y bienestar. Como parte del descanso, el colchón es el elemento con el rol más trascendental. Además, en la cama pasamos nada menos que un tercio de nuestra vida, por lo que disponer de un colchón en buen estado resulta especialmente importante. La señal más clara de que puede haber llegado el momento de cambiar de colchón es levantarse del mismo con dolores o sin haber descansado. Sin embargo, hay muchas otros indicios que podemos percibir. Te los contamos.

- Tu colchón está hundido o deformado: lo habrás debido notar al dormir, pero además podrás verlo a simple vista. Si el colchón es muy nuevo, es probable que sea problema de fabricación. Sin embargo, si lo tienes desde hace mucho tiempo es una señal clara de que necesitas cambiarlo.

- Tiene más de 10 años: la vida útil de un colchón se estima en 10 años. Si has estado durmiendo a diario en el mismo colchón durante todo ese tiempo, es probable que haya llegado el momento de cambiarlo por uno nuevo.

- Has cambiado tú o ha cambiado la persona que duerme sobre el colchón: para descansar adecuadamente, es importante dormir sobre un colchón que se adapte a tu físico y a tus necesidades. Si tienes el mismo colchón desde la infancia, si tu peso corporal ha cambiado significativamente o si duermes sobre el anterior colchón de otra persona será momento de que te plantees buscar un nuevo colchón que se adapte mejor a ti.

- Te levantas con dolores: es la muestra inequívoca de que tienes que renovar tu equipo de descanso. Un colchón viejo o en malas condiciones no te permitirá descansar por la noche y te provocará dolencias musculares. No lo dudes más e invierte en uno nuevo.

X
¡Hola! ¿Quieres saber dónde está nuestra tienda más cercana y obtener un descuento exclusivo?