Ventajas de hacer colecho cada noche

Abr 22, 2019 | NIÑOS, TE ACONSEJAMOS | 0 Comentarios

El sueño de los bebés siempre es un tema que preocupa a los padres. Dónde duerme, cómo lo hace y cuántas horas son preguntas sin respuesta exacta, pero que los padres quieren saber.

Aquí hablaremos de las ventajas de hacer colecho, es decir, de dormir con el bebé en la misma cama. Para muchos padres, la única forma lógica de que un bebé duerma es solo en su cuna. Pese a que es un método recomendable, siguiendo todo consejo, no es el único método. Son muchas las personas que hablan de los múltiples beneficios de compartir cama con el bebé cada noche. Y no solo para los padres, sino también para el niño. A continuación te enumeramos algunas de las principales ventajas de hacer colecho con tu bebé cada noche.

Ventajas de hacer colecho cada noche

1. El bebé está más tranquilo

La presencia de los padres al estar con ellos da a los niños una enorme sensación de bienestar. Los bebés disfrutan mucho de unas caricias, así que estar con sus padres por la noche hace que estén tranquilos. Así, si el bebé está más tranquilo, los padres también lo estarán y podrán dormir mejor.

2. El bebé regula su temperatura corporal mejor

Dentro de la cama con los padres, el bebé está en mejor temperatura que en su cuna. Se ha demostrado que en el contacto piel con piel, la madre puede cambiar su temperatura corporal en beneficio del bebé. Así, este regula mejor su temperatura corporal y está más a gusto y más sano.

  1. El bebé adquiere pautas de sueño más regulares

Cada vez son más los padres que optan por que su hijo duerma acompañado. Los llantos y la inseguridad del bebé sin sus padres es un motivo que refuerza este argumento. Los bebés al verse solos tienden a llorar. Esto se debe a un reflejo innato que les dice que están en peligro, y que si lloran vendrá alguien a socorrerlos.

Una ventaja de dormir con niños es que éstos ganan seguridad y descansan mejor, ya que ayuda a evitar llantos

Así, estando en la cama con sus padres notan su presencia y duerme mucho mejor y más tranquilo. Por el mismo motivo, los niños que duermen en colecho con sus padres lloran menos. Y así es como molestan menos a sus padres, quienes también duermen mejor: todos ganan.

4. Los bebés comen más cuando duermen con sus padres

Otro factor a favor del colecho es que los bebés toman más el pecho al dormir con sus padres. Probablemente se deba a que la cercanía de la madre facilite esto. Es mucho más cómodo darle el pecho al bebé desde la propia cama, sin tener que levantarse. Así, los bebés crecen más sanos y mejor nutridos.

cama para hacer colecho

¿Y si es peligroso dormir con niños?

No obstante, hacer colecho también tiene desventajas y puntos a comentar. Una de ellas es el riesgo de ahogar al bebé mientras se duerme, algo que puede ocurrir. Por eso, la Asociación Española de Pediatría indica que el colecho es recomendado salvo en los siguientes casos:

  • Niños menores de tres meses.
  • Padres que consuman alcohol, fármacos sedantes, droga o tabaco.
  • Niños prematuros o con bajo peso al nacimiento.
  • Situaciones de cansancio extremo por parte de los padres.
  • Soportes demasiado blandos, como camas de agua o sofás.
  • Compartir la cama varias personas.

¿Cuándo dejar de hacer colecho? Esa es una pregunta que está en la evolución de cada niño, y en la perspectiva de sus padres. Dejar de hacer colecho para que el niño se acostumbre a dormir y empiece a ganar independencia. Expertos en pediatría señalan que lo mejor es pasar a dormir solos cuando tiene 3-4 años, pero esta decisión depende del seno de cada familia.